Si por algo será recordado Callejeros es por todos los momentos que ha brindado al espectador. Sin duda alguna, uno de los más sonados fue el de un joven que en un control de alcoholemia pronunció frases que adoptaron en su habla muchos de los ciudadanos como “pim, pam, toma

Via:: El economista

Comments are closed.