La obligatoriedad de que las empresas implanten sistemas de registro diario de jornada laboral para los trabajadores, que entró en vigor el pasado día 12 de mayo, está generando numerosas dudas entre las empresas en su aplicación e interpretación. Desde CEOE Aragón se considera que este registro aumenta la carga

Via:: El economista

Comments are closed.